EN POLÍTICA

Oposición favorece diputados se subleven en PLD

Por Jose Garcia.

Congresistas de la oposición valoraron como muy positivo que los 37 legisladores del Partido de la Liberación Dominicana leales a Leonel Fernández decidan unir fuerza a los demás bloques y cambiar la composición del bufete directivo de la Cámara de Diputados el 16 de agosto.

Radhamés González, vocero del Bloque de Diputados del PRD; Amado Díaz del Partido Revolucionario Moderno y Víctor Ito Bisonó, del Partido Reformista, estiman que de producirse este acuerdo habría un equilibrio entre ambas cámaras legislativas y el Congreso dejaría de ser un “sello gomígrafo”, del gobierno.

Juan Carlos Quiñones, vocero de los diputados leonelistas, dijo que estudian la posibilidad de unirse a otros bloques de la oposición y juntos cambiar la composición del bufete directivo de la Cámara de Baja, que está en control del sector de Danilo Medina. Al igual que el Senado.

González estima que de continuar la situación  de conflicto en la Cámara de Diputados entre los grupos de Danilo y Leonel cualquier cosa podría pasar el 16 de agosto  y podría surgir un presidente perredeísta, perremeísta o cualquier diputado de otro partido porque se tendría que buscar votos para lograr mayoría.

“Lo correcto debe ser que la oposición controle la Cámara de Diputados para que la democracia funcione de una mejor manera. Yo lo veo muy positivo para que se produzca un equilibro en ambas cámaras”, afirmó el vocero de los perredeístas.

Mientras que el diputado del PRM, Amado Díaz, estima poco probable que los legisladores leonelistas den ese paso  y  atribuye el anuncio de Quiñones a una bravuconería para presionar al sector del presidente Medina por el conflicto que tienen con una eventual reforma Constitucional para imponer la reelección.

“Nosotros seríamos los primeros en aplaudir esa decisión porque nos daría algunas posibilidades de contrarestar la avalancha de préstamos indiscriminados que somete el Ejecutivo”, indicó Díaz.

Mientras que el reformista Ito Bisonó ve oportuno un nuevo bufete directivo en la Cámara Baja porque en estos momentos el PLD unido tiene todos los poderes en las manos y eso causa una inercia porque todo se hace por un mandato del presidente o del palacio.

“Si se fracciona la mayoría mecánica del PLD, en la Cámara de Diputados comenzaría a discutirse muchas cosas con más profundidad y funcionaría como un real órgano de control del Estado”, consideró Bisonó.