Murió el bebe sacado de vientre de madre asesinada

DESDE LA URBE

Este viernes murió por una severa lesión cerebral el bebé de Marlen Ochoa-López, la estudiante de 19 años que fue asesinada, el pasado 23 de abril, en Chicago (EE.UU.), a manos de dos mujeres que le extrajeron el feto que gestaba en su vientre.

El funeral del bebé, de nombre Jadiel López, será un evento privado para la familia, por lo que no se dará acceso a los medios.

Clarisa Figueroa, de 46 años, contactó a Marlen cuando estaba en el noveno mes de embarazo a través de un grupo de madres jóvenes de Facebook y le ofreció ropa de bebé gratis. A principios de abril, Figueroa le pidió a su hija Desiree “que le ayudara a matar a una mujer embarazada y conseguir un bebé”. Tres semanas más tarde, ambas llevaron a cabo su plan.

Fue el 23 de abril cuando Marlen, quien ya tenía un niño de tres años, llegó a la casa de las Figueroa para recoger la ropa ofrecida por su nueva ‘amiga’ de Facebook. Según los investigadores, el asesinato lo cometieron en el sofá de la casa, mientras Desiree distraía a la joven con un álbum de fotos. Fue entonces cuando la madre se acercó sigilosamente por detrás y le puso un cable alrededor del cuello.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.